Torre-campanario en Colegio Santa Teresa de Jesús Av. Guatemala, 36, 21003 Huelva, España
Posted on 25 septiembre, 2017 / 211

Los orígenes del Colegio Santa Teresa de Jesús datan de 1914, aunque sus sucesivas remodelaciones finalizan en 1.967. Se ubica en una de las avenidas exteriores de Huelva, la Avenida de Guatemala.

El cuerpo superior de la torre o campanario sufre una patología generalizada por corrosión de las armaduras en los dos  forjados superiores del campanario y en sus pilares. Esta patología es  debida a la infiltración continuada de agua y resulta muy evidente en los cantos y vuelos de cornisa.

La patología se manifiesta en fisuras y grietas en el hormigón, con desprendimientos de hormigón provocados por el aumento de volumen en las armaduras al oxidarse. Además el basamento metálico del pararrayos estaba también corroído y provocó el desplazamiento y desprendimiento de baldosas hidráulicas. También es apreciable la degradación del hormigón a causa de la carbonatación. Hay que considerar que el edificio está expuesto a la humedad ambiental y el salitre dada su proximidad al mar.

Motivos de esta elección:

Proponemos el tratamiento anticorrosivo de las armaduras con SikaTop Armatec 110 Epocem. Este producto proporciona al acero un revestimiento anticorrosivo que lo protege de los ataques químicos. Se compone de cemento y resinas epoxi e incorpora un inhibidor de la corrosión.  Adhiere muy bien sobre el acero, es impermeable al agua y permite que el vapor migre. Además es un excelente puente de unión para la posterior aplicación del mortero de reparación, Sika Monotop 412 S, muy adecuado en este caso por su resistencia a los agentes químicos de las zonas costeras.

Completamos nuestra propuesta con un revestimiento de protección para el hormigón como preventivo que evitará futuras patologías y garantizará una reparación duradera: Sikaguard 720 Epocem.

La textura del Sikaguard 720 Epocem es muy fina, por lo que da un buen resultado como acabado fino. Funciona muy bien como barrera de humedad, actúa como sellador de poros y conservador del pasivado. También proporciona un buen soporte para el revestimiento final con pintura.

Procedimiento realizado. Detallar cada uno de los pasos:

TRABAJOS PREVIOS: Es muy importante para el éxito de las reparaciones conseguir el saneado y la limpieza completa del hormigón tanto en los paramentos verticales como en los horizontales. Para ello tuvimos que picar los revocos con martillo eléctrico, levantar las barandillas y demoler el solado.

Una vez a la vista las zonas deterioradas en los forjados y pilares, procedimos a su repicado manual, cepillamos las estructuras descubiertas y proyectamos árido de sílice en seco hasta conseguir un soporte adherente, cohesivo y libre de partículas mal adheridas.

REPARACIONES: Aplicamos una primera capa de SikaTop Armatec 110 Epocem sobre las armaduras limpias a modo de capa de pasivado. Una vez endurecida continuamos con una segunda capa como puente de adherencia del mortero de reparación. Es importante respetar el orden y tiempos de mezclado de los tres componentes presentes en el SikaTop Armatec 110 Epocem, así como el tiempo de reposo de la mezcla obtenida antes de su aplicación.

La recuperación de los volúmenes perdidos en el hormigón la hicimos con el mortero de reparación estructural Sika Monotop 420 S.

PROTECCIÓN: Aplicamos un revestimiento de protección de 3 mm de espesor en los hormigones sin revestir con micromortero Sikaguard 720 Epocem. Aquellas superficies muy absorbentes o expuestas al sol fueron humedecidas hasta saturación antes de la aplicación del micromortero.

ACABADOS: Solamos con baldosín catalán 14×28 la cubierta y el cuerpo de campana, instalamos barandillas galvanizadas y finalizamos con pinturas anticarbonatación y elásticas.

Torre-campanario en Colegio Santa Teresa de Jesús

Los orígenes del Colegio Santa Teresa de Jesús datan de 1914, aunque sus sucesivas remodelaciones finalizan en 1.967. Se ubica en una de las avenidas exteriores de Huelva, la Avenida de Guatemala.

El cuerpo superior de la torre o campanario sufre una patología generalizada por corrosión de las armaduras en los dos  forjados superiores del campanario y en sus pilares. Esta patología es  debida a la infiltración continuada de agua y resulta muy evidente en los cantos y vuelos de cornisa.

La patología se manifiesta en fisuras y grietas en el hormigón, con desprendimientos de hormigón provocados por el aumento de volumen en las armaduras al oxidarse. Además el basamento metálico del pararrayos estaba también corroído y provocó el desplazamiento y desprendimiento de baldosas hidráulicas. También es apreciable la degradación del hormigón a causa de la carbonatación. Hay que considerar que el edificio está expuesto a la humedad ambiental y el salitre dada su proximidad al mar.

Motivos de esta elección:

Proponemos el tratamiento anticorrosivo de las armaduras con SikaTop Armatec 110 Epocem. Este producto proporciona al acero un revestimiento anticorrosivo que lo protege de los ataques químicos. Se compone de cemento y resinas epoxi e incorpora un inhibidor de la corrosión.  Adhiere muy bien sobre el acero, es impermeable al agua y permite que el vapor migre. Además es un excelente puente de unión para la posterior aplicación del mortero de reparación, Sika Monotop 412 S, muy adecuado en este caso por su resistencia a los agentes químicos de las zonas costeras.

Completamos nuestra propuesta con un revestimiento de protección para el hormigón como preventivo que evitará futuras patologías y garantizará una reparación duradera: Sikaguard 720 Epocem.

La textura del Sikaguard 720 Epocem es muy fina, por lo que da un buen resultado como acabado fino. Funciona muy bien como barrera de humedad, actúa como sellador de poros y conservador del pasivado. También proporciona un buen soporte para el revestimiento final con pintura.

Procedimiento realizado. Detallar cada uno de los pasos:

TRABAJOS PREVIOS: Es muy importante para el éxito de las reparaciones conseguir el saneado y la limpieza completa del hormigón tanto en los paramentos verticales como en los horizontales. Para ello tuvimos que picar los revocos con martillo eléctrico, levantar las barandillas y demoler el solado.

Una vez a la vista las zonas deterioradas en los forjados y pilares, procedimos a su repicado manual, cepillamos las estructuras descubiertas y proyectamos árido de sílice en seco hasta conseguir un soporte adherente, cohesivo y libre de partículas mal adheridas.

REPARACIONES: Aplicamos una primera capa de SikaTop Armatec 110 Epocem sobre las armaduras limpias a modo de capa de pasivado. Una vez endurecida continuamos con una segunda capa como puente de adherencia del mortero de reparación. Es importante respetar el orden y tiempos de mezclado de los tres componentes presentes en el SikaTop Armatec 110 Epocem, así como el tiempo de reposo de la mezcla obtenida antes de su aplicación.

La recuperación de los volúmenes perdidos en el hormigón la hicimos con el mortero de reparación estructural Sika Monotop 420 S.

PROTECCIÓN: Aplicamos un revestimiento de protección de 3 mm de espesor en los hormigones sin revestir con micromortero Sikaguard 720 Epocem. Aquellas superficies muy absorbentes o expuestas al sol fueron humedecidas hasta saturación antes de la aplicación del micromortero.

ACABADOS: Solamos con baldosín catalán 14×28 la cubierta y el cuerpo de campana, instalamos barandillas galvanizadas y finalizamos con pinturas anticarbonatación y elásticas.

Tipos de Obras
Aeropuerto
Deportes
Edificios Públicos
Educación / Cultura
Energía / Industria
Estaciones
Hospital / Salud
Hotel / Hostelería
Monumento
Oficinas
Otros
Parking
Parque
Puente
Puerto
Residencial
Tunel